Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

jueves, 24 de octubre de 2013

Típico búlgaro: el patronímico

Cuando conocí a mi marido, hace ya más de 12 años, me sorprendió mucho descubrir el sistema que usan en Bulgaria para los nombres de las personas. En España tenemos un nombre de pila (que eligen los padres) y dos apellidos: el primero es del padre y el segundo de la madre. 

Los búlgaros tienen un nombre de pila, un patronímico y un único apellido: el del padre. Lo de usar un solo apellido no es extraño, en muchos países europeos es la costumbre. Con lo que flipé al principio fue con este extraño segundo nombre o patronímico.

El "patronímico" (en búlgaro презиме, prezime, que significa "segundo nombre"), se forma con el nombre de pila del padre e indica "hijo de". Por ejemplo, si un búlgaro llamado Stefan es hijo de un tal Georgi, el nombre resultante es Stefan Georgiev. Y si el padre se apellida Ivanov, pues el hijo igual. Por lo tanto, este chico se llamaría Stefan Georgiev Ivanov. (nombre + patronímico + apellido).

 


 

Otro dato a tener en cuenta es que tanto los patronímicos como los apellidos búlgaros tienen un sufijo distinto según el género. Para los hombres suele ser -ov y para las mujeres -eva, -ova. Por ejemplo, una hermana de Stefan que se llamara Maria, se llamaría Maria Georgieva Ivanova (Maria, hija de Georgi, de la familia Ivanov). Y el plural sería -i: la familia Ivanovi. 

Hasta aquí todo un lío ¿no? Imaginad lo que me costó a mí entenderlo... Ahora os contaré la parte de este follón que me afecta a mí:

- Intenté explicarle el sistema de nombres búlgaro a un funcionario español del registro civil para registrar a los niños, que nacieron en España. ¡Lo que me costó que lo pillaran!

- El niño es -ov y la niña es -ova, lo cual tampoco entendían los del registro civil. Se empeñaban en que los hermanos deben llevar siempre los mismos apellidos, sean los que sean. Por suerte conseguimos que lo entendieran, o tal vez se cansaron y pensaron "Venga, para que se callen!".

- En Bulgaria las mujeres se pueden cambiar el apellido por el de su marido al casarse. Yo no lo he hecho; como española me parece machista pero es cuestión de puntos de vista.

- Al principio de vivir en Bulgaria tuve dos tarjetas bancarias con nombres diferentes. En el banco (el mismo para las dos tarjetas) fueron incapaces de entender mi nombre, a pesar de explicarselo. En una tarjeta constaba mi nombre y mi primer apellido. En la otra pusieron mi nombre y mi segundo apellido. 

¿Habéis tenido problemas alguna vez con vuestro nombre y apellidos? Expatriad@s, ¿cómo se hace en vuestros países de acogida?

 


Introduce tu e-mail y recibirás un aviso cada vez que publique algo nuevo en el blog:


lunes, 21 de octubre de 2013

¿Qué hay en mi bolso?

Antes de ser madre mi bolso contenía unas cuantas cosas básicas (llaves, monedero y móvil) y un montón que no lo eran tanto: botella de agua, bolis, libreta, discman, brillo de labios, un espejito, algunos cosméticos, un peine, caramelitos... ¡Ay qué tiempos!

Siguendo una iniciativa de Terenya,  y para que podamos reírnos todas un poco, yo también voy a contar qué llevo en mi bolso de madre. Aunque aviso que no es un bolso propiamente dicho, sino uno de esos enormes bolsos de maternidad en el que casi te cabe el bebé. 


¿Qué hay en mi bolso?

1/ la sorpresa. Eso que encontramos y nos saca una sonrisa.
Juguetitos del niño, rotuladores de la niña, dibujos que hace en la guardería, migas de galleta...

2/ Lo útil. Aquello que siempre llevamos "por si acaso"
Bufff... mi bolso está lleno de porsiacasos! Pañales, muda de ropa para el peque, biberón de agua, kleenex, galletas, baberos, crema de culito, un tupper pequeño con fruta troceada, chaquetas para los niños...

3/ Lo imprescindible. Nunca te puede faltar y necesitas cada día. Si no lo llevas, te mueres.
Toallitas húmedas. Las descubrí cuando nació mi hija mayor, y aprendí que sirven para un montón de cosas y te pueden sacar de muchos apuros. Limpian culos, manos, cualquier cosa sucia. Soy capaz de volver a casa a por ellas si me las olvido.

4/ La chorrada. Siempre lo llevas y nunca lo necesitas.
Cacao de labios. Así me da la sensación de que mi bolso sigue siendo mío, y que soy mujer además de madre :)

5/Lo soñado. Suspiras por llevarlo dentro.
Los auriculares, para escuchar música con el móvil. Pero pocas veces voy sola por la calle..

6/ Eso friki, raro, extravagante...
No sé si es exactamente friki, pero llevo la Boba Air, que plegada ocupa muy poco. Así cuando hace falta, la despliego y en un minuto tengo al peque instalado.

7/ ... ¿Algo más que he olvidado?,  ¡eso!! lo que siempre o casi siempre olvidamos.
Mis cosas jeje! Móvil, llaves y monedero.  No falla, siempre olvido una de las tres cosas.

Ahora imaginad todo esto hecho un revoltijo y metido en el bolso. El móvil no sale porque lo he usado para  hacer la foto. Las migas de galleta os las he ahorrado... :)

lunes, 14 de octubre de 2013

Típico búlgaro: niñas sin pendientes

Cuando nació mi hija mayor, el último día de estancia en el hospital (en España) nos ofrecieron hacerle agujeritos en las orejas para los pendientes. Íbamos preparados, le dimos los pendientes y la niña a una enfermera, y cinco minutos después nos la devolvieron con sus primeros pendientes (y con pañal limpio).

Cuatro años y medio más tarde, cuando dí a luz al pequeño (en el mismo hospital), mi compañera de habitación me dijo que les cobraban 40 euros por hacerle los agujeros para pendientes a su niña. ¡40 euros! Obviamente se negó, y la llevó a una farmacia al cabo de unos días, donde se lo hicieron por una cuarta parte. Menos mal que mi hija nació cuando era gratuito, porque me habría dado mucha rabia pagar ese pastón.





Aquí en Bulgaria no se les  hacen agujeros en las orejas a las niñas. Se supone que cuando sean mayores, si les interesa ya se los harán. ¡Lo curioso es que muchas optan por no hacerlo! Muchas mujeres adultas no llevan pendientes porque no tienen agujeros, ni los quieren.

A mí me cuesta de entender, porque me encantan los pendientes. Además de lo bonitos que quedan, no tienen talla, puedes elegirlos de cualquier forma, tamaño o color, puedes cambiártelos cada día, puedes no llevar nada si no te apetece...

Hace poco leí en el blog de Crónicas Germánicas que en Alemania la situación es igual, y me acordé de unas vacaciones hace años en un hotel, tomando el sol en la piscina, y la chica de la tumbona de al lado se quedó mirando a mi hija extasiada. Me pregunté por qué, ya que no es una niña especialmente guapa (lo siento hija, las cosas como son), y encima esa chica tenía en brazos una niña monísima. Al final no me pude contener y le pregunté. Me explicó que era alemana y que nunca había visto a una niña de un año con pendientes.

He sacado partido a la situación, porque más de una vez he regalado en Bulgaria pendientes de pinza, para alguna amiga, o incluso para mi suegra. Y siempre se han quedado alucinadas por la experiencia de llevar pendientes por primera vez sin necesidad de agujero.

De todos modos, me parece que esta costumbre empieza a cambiar, porque en la guardería de la mayor ya he empezado a ver alguna niña con pendientes. Pero no se los han puesto al nacer, sino cuando ya han cumplido los cuatro o cinco años.

¿Vosotras lleváis pendientes desde pequeñas? ¿Y vuestras hijas?

sábado, 12 de octubre de 2013

Crecimiento del bebé mes a mes ¡con pegatinas!

Hoy me gustaría compartir una idea para ir siguiendo el crecimiento del bebé cada mes en imágenes. La idea me la dió Daniela de Criando Bilingüe, que además es fotógrafa y toma ella misma todas las fotos de su blog.

Se trata de tomar una foto mensual del bebé (preferentemente el día que el bebé cumple meses, para no olvidarnos), siempre que se pueda en la misma posición, en el mismo lugar, con el mismo fondo y con ropita parecida, y lo mejor de todo... ponerle estas pegatinas en la ropa:



Le pregunté a Daniela y me dijo que las suyas fueron un regalo, pero que se pueden conseguir aquí por entre 6 y 8 euros. Yo no me pude esperar y las imprimí en casa, aunque en este caso como no es pegatina, le pongo detrás un poco de celo. Total, sólo es para un minuto, para sacar  la foto. A mi niño le pongo unas en forma de mini corbatas que me encantan!



 La idea es obtener al cabo del año 12 fotos que muestren el crecimiento del niño mes a mes, de ahí lo de intentar que el fondo, la ropita y demás detalles sean lo más parecidos posible. Así lo único que cambia es el niño, que va creciendo! El resultado final sería algo así:


Todas las fotos están sacadas de la web donde se venden las pegatinas. Si queréis ver un ejemplo más real, podéis visitar el blog de Daniela, Criando Bilingüe, concretamente este post en que pone varias imágenes consecutivas de su niña con las pegatinas. Prefiero no poner esa foto aquí en mi blog, porque no es mi hija y a mí no me gustaría que fotos de mis niños anden circulando por ahí sin control. Puede que sean manías mías, pero con los niños mejor prevenir.

Espero que os haya gustado la idea. Por desgracia para cuando Daniela me habló de las pegatinas mi bebé ya tenía 4 meses, pero desde entonces cada mes me acuerdo de hacer la foto correspondiente. Será un bonito recuerdo del primer año de mi bebé.

¿Cómo registráis el crecimiento de vuestros niños? ¿Fotos periódicas? ¿Apuntáis los datos en una libreta? ¡Contadnos!

miércoles, 9 de octubre de 2013

9 meses

Cómo pasa el tiempo, ya nos hemos plantado en los 9 meses! Como cada mes hago un pequeño repaso a los avances del pequeño renacuajo...

Alimentación: seguimos con baby-led weaning, o sea que básicamente come él solito, y en la medida de lo posible, lo mismo que nosotros. Cuando se puede comemos todos juntos y así él nos ve comer y va pidiendo cositas, aunque no siempre se le puede dar. Cuando que hago sopa para nosotros (cada día) aparto un poco para él, y así cuando le toca comer ya está listo su caldo de verduras con estrellitas. También añado verduras de más y se las doy aparte: zanahoria cortada en palitos, judías verdes, patata... La zanahoria en concreto le pirra. Carne y pescado los acepta bien, pero no parece que le encanten.

Para merendar, después de la leche le doy fruta a trocitos. Tienen que ser un poco grandes (una pera en 4 trozos por ejemplo) porque si no no puede agarrarlos, y he descubierto que si dejo la piel no le resbalan tanto en la manita. Eso sí, súper bien lavada. Se come una pera entera, o un plátano, granitos de uva.. Lo que haya en casa, excepto melocotones y cítricos. Y pobre de mí que le dé poca cantidad, porque se ponen en plan "Quiero máaaaaaaas y lo quiero ahoraaa!". Zampa más fruta que yo, ha salido a su padre.
Papilla de cereales no le doy porque no la quiere, pero ahora ya no importa porque los toma en forma sólida: macarrones, pan, arroz.. Lo mejor son los macarrones porque puede irlos cogiendo él sólo de uno en uno. Galletas le doy a veces, pero como tienen azúcar las guardo para cuando salimos de casa y se pone pesado, para  que se entretenga royéndolas despacito. Falta por probar la leche de vaca y el huevo entero, que aún no puede tomar.

Ah y cuando toma plátano, manzana o arroz, intento que sea sólo una de las tres cosas y que el mismo día tome más fruta o verdura para compensar, porque estriñen un poco.

En general come muy bien, el BLW ha sido un éxito rotundo. De todos modos luego toca limpiar, claro... es un guarreo total! Pero vale la pena porque come de todo y a su ritmo.

Movilidad: gatea a toda velocidad por toda la casa y camina sujetándose a los muebles, a la pared, a mí, a lo que pille, vaya. Alguna vez se queda de pie sin sujeción, pero todavía no se lanza a caminar sin apoyo. Tampoco hay ninguna prisa... Le he comprado zapatitos por si algún día quiere caminar en el parque por ejemplo, pero aún no los ha estrenado. Prefiero no ponérselos hasta que haga falta, y por casa va en calcetines. El aumento de peso se ha parado un poco pero creo que se debe a que no para de moverse en todo el día y eso es mucho ejercicio.

Dentición: hasta hace unos días parecía un pequeño vampiro, porque lucía los incisivos laterales superiores y quedaba un hueco en medio jaja! Pero ya le están saliendo los centrales, así que de momento van 6 dientecitos. Afilados como cuchillos, como han podido notar varias partes de mi anatomía. ¡Ay!

Sociabilidad: adora a su hermana mayor, sólo verla se emociona, pero ella lleva muy mal los tirones de pelo y los lametones, o sea que de momento se tiene que conformar con las pocas veces que  quiere jugar con él. De mí no se despega y si salgo de la habitación se pone un poco histérico, y aunque acepta carantoñas de personas que conoce, como mis suegros, eso es sólo si no me pierde de vista. Será mamitis, es una etapa y ya se le pasará.

Sueño: ejemmmmm... en este apartado no tan bien! Hace dos o tres siestas (muy cortas) de día, pero por la noche no para de despertarse. Si tengo suerte, me levanto 5 o 6 veces, me deja seca y se vuelve a dormir. Y por supuesto, hacia las 6'30 toca diana como si fuera un despertador. De lunes a viernes vale, pero los fines de semana lo llevo peor. Sigo luciendo hermosas ojeras moradas pero nada del otro mundo, como tantas mamás. Por las mañanas aún me apaño, pero por las tardes ya me arrastro como un zombi, por mí me iría a dormir a las 6. Quién pudiera eh? :)

Habla: por ahora nada, a menos que se cuenten sílabas sin sentido. Cuando está contento suelta alegres retahílas de ta-ta-ta-taaa y da-da-daaaa y te-teee, pero no consigo que diga ma-ma-maa para hacerme la ilusión de que me llama.

¿Qué más? Le hemos puesto las dos primeras dosis de Prevenar, y cuando ya tenga puesta la última le tocará la vacuna de la tuberculosis. En España no se pone porque no hace falta, pero aquí sí. A la mayor le dejó cicatriz pero es pequeña y no se nota mucho, y mejor prevenir.

Esto es todo por ahora, nada especial, es un niño muy normal y muy alegre, que come bien, se desarrolla a su ritmo, que tiene sus cosas buenas y sus cosas no tan buenas, como todos no?

Estoy acabando otro post explicando cómo registro con fotos mensuales su crecimiento... Una pista: ¡corbatas! :)    

jueves, 3 de octubre de 2013

Bulgaria: hablemos de dinero

A veces comento en España lo baratas que son algunas cosas en Bulgaria y la gente se piensa que esto es un chollo. Habría que matizar... sí que hay muchas cosas que están más baratas que en España, pero los sueldos también son mucho más bajos. 

Para poder comparar, he pensado que sería más fácil poner ejemplos concretos de la cesta de la compra y los sueldos, y así nos podemos hacer una idea más clara.

 A tener en cuenta:

-> Los precios son orientativos. Como referencia para España usaré los de Mercadona y alguna marca conocida con presencia aquí, y para los de Bulgaria lo que suelo comprar yo, es decir productos de precio medio.


  -> En Bulgaria la moneda es el lev (BGN). Fácil de calcular: 1 euro = 2 BGN. Pero para comparar con más facilidad, los precios búlgaros los voy a poner en Euros.


Comparativa Precios España Bulgaria



En general la comida sí que es más barata aquí, porque suele ser producto nacional. Las importaciones como el aceite de oliva se disparan, pero en cambio se puede salir a comer fuera de vez en cuando sin arruinarse. 

Los sueldos búlgaros son los más bajos de la UE y las pensiones son paupérrimas. ¿Os habéis fijado en la pensión mínima? Por eso hay tantos jubilados hurgando en la basura, ¡si no les da para vivir!




Hay que destacar también que en España hay mucha más facilidad para comprar marcas blancas, en cambio aquí no son tan fáciles de encontrar, aunque los últimos años cada vez más. Algunos supermercados grandes tienen muchos productos de su propia marca.


Y no se puede obviar el precio de la ropa: cobrando una cuarta parte que los españoles, a los búlgaros les sale mucho más cara. Para la diferencia en pañales no he encontrado explicación aún.

El precio de la gasolina en Bulgaria es exactamente igual que en España, lo cual teniendo en cuenta la diferencia de ingresos supone que aquí sale unas 4 veces más cara. Sin comentarios...


A veces me preguntan lo que cuesta esquiar en Bulgaria. El forfait para un día cuesta unos 25 euros, bastante más barato que en España u otros países de la UE.

Resumiendo, aunque algunas cosas sean más baratas aquí, los ingresos son mucho más bajos también, de modo que no, no es ningún chollo vivir y trabajar aquí, económicamente hablando. 


La única ventaja en ese campo es que no hay tanta inestabilidad laboral ni tanto paro como en España (eso sería difícil..), así que los búlgaros tienen más garantías de conservar su trabajo o de encontrar otro fácilmente. Menos da una piedra no?

Espero haber aclarado este tema y que haya sido útil poner ejemplos concretos. :)



https://feedburner.google.com/fb/a/mailverify?uri=MamEspaolaEnBulgaria
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...